Club Ciclo-Gastronómico SANCHO PANZA
Páginas visitadas: | Contacto Contacto | RSS |   
Volver a inicio
 
 

Alcalá-Parque Natural-Los Hueros-Urbanización Romerales-Villalbilla-Cerro Gordo-Parque Natural-Alcalá

  • Galería | Perfil | Mapa | Tracks

    • No hay galería para esta ruta
      No hay perfil para esta ruta
      No hay mapa para esta ruta
      No hay tracks para esta ruta

    08/01/2012

    Datos de la Ruta

    Distancia: 43,9 km
    Duración: 2h 46m
    Vel. Media: 15,7 km/h

    Asistencia:

    Mariano, Nando, Alfonsus, Alfonso, Álvaro, José Luis y Pedro

    Narración

    Los Sanchos estamos que lo tiramos... salimos sábado y domingo, y algunos los dos días como Alfonsus (se va poner hecho un toro y recuperar la forma)...

    Aparecemos todos y tras el desayuno en el Rincón, comenzamos la ruta, con temperatura bajo cero y con las piernas entumecidas, después del Pavo, la mayoría no hemos salido, y seguro que pesan los polvorones y dulces navideños.

    La ruta promete, Alfonsus nos va a llevar por una zona nueva, que hacía tiempo por la que no rodábamos, junto a los Hueros y Villalbilla (creo que se llama la Urbanización los Romerales o del Llano).

    Así que nos ponemos manos a la obra y comenzamos subiendo por Irlanda, todos menos Alfonsus que decide ir por la pista (quizá por el cansancio del día anterior). La subida sólo la hace completa Mariano, ya que el sol molestaba bastante y con la helada se iba algo la bici en las subidas, y en alguna hubo que poner pie a tierra, alguno besó el suelo, como Alfonso. Continuamos sin incidencias y... Cuál es nuestra sorpresa, que al llegar a la pista, salimos por delante de Alfonsus, no puede ser, paquete!!!!!!! Nos pone la excusa, de que tiene problemas mecánicos en la bici, que si son 86 kgs, etc....

    Tras reagruparnos todos, seguimos por las crestas, a pesar del sol (otra vez), Mariano consigue subir sin bajarse al sembrado (hoy lo sube todo), continuamos por el borde, pero ¿qué pasa? El Cansino Desertor del Arao, ha vuelto a poner otra barrera, pero no pasa nada, en unos días se volverá hacer el camino por el que ciclistas y senderistas llevan años y años pasando (ya es una servidumbre de paso, en algunos casos más de 20 años, cuando no existían las suspensiones) eso si pondrán una dificultad añadida, para probar nuestra pericia sin bajarnos. La última es otra barrera de tierra junto a la antigua cadena del camino de Anchuelo, en la bajada (ahora en cuanto se pise un poco, va a ser más divertida). ¡No pasa nada!, es la batalla de los últimos años.

    Más tarde, llegamos a los Hueros y comienzan las hostilidades, la carretera comienza a subir, tomamos un desvío hacia la pista forestal, y el camino se va empinando y poco a poco, siendo más difícil, con dos rampas fuertes, coronando en cabeza Mariano, después Nando, Pedro, Alfonsus y José Luis. Allí arriba, Alfonsus es asistido por Nando como jefe de operaciones, ya que tiene una holgura en el cuadro, moviéndose el eje de su Fantástica Orbea, esto le provoca problemas con el cambio y el freno, tras ajustarlo, le queda de cine, y no vuelve a tener problemas en la ruta.

    Álvaro y Alfonso, no se desviaron por la pista y subieron por la carretera, esperándonos en el Aeródromo para Aeromodelismo, que hay en dicha colina, vimos volar un helicóptero, y la verdad es que es una pasada, aprovechamos para comer algo, beber y charlar. Allí descubrimos, gracias a José Luis que es muy importante dejar descansar la fábrica de galletas, para no quedarse en el chasis entre otras cosas...Eso al que le dejen y le den motivos para descansar...je, je (Que os lo cuente él otro día).

    Tras la parada vamos a bajar por la trialera de Toni (en la zona), para pasar junto a Villalbilla, allí nos encontramos con unos motoristas de enduro, que bajan por la larga pendiente llena de grietas, a continuación, bajamos por la trialera paralela, y no puede ser, cuando están abajo, llega Nando y les pide paso, ¿de dónde ha salido éste? Pensarían. Después pasamos los demás, algunos con alguna pequeña caída, sin consecuencias, menos mal, así el nombre de la bajada no es compartido...

    Después llegamos por la pista hasta la trialera del Cerro Gordo, partiendo desde el comienzo de las rampas interminables que llevan al repetidor de Villalbilla, y la verdad es que lo pasamos muy bien, todos bajamos por la ruta B, menos Nando que baja por la A, ciclable 100%, por suspuesto, tomando un poco de ventaja y aprovechando para hacer un vídeo de todos pasando.

    Llegamos a la antigua cadena y decidimos hacer las crestas a la inversa, para probar una nueva ruta que parte desde la pista que desemboca casi a la mitad de las mismas, tomando el desvío hacia la derecha en la ruta verde (es la continuación de la ruta que tiene la escalera de los troncos, que a Rafa le gusta tanto) para luego desviarnos en un barranco a la izquierda, llevándonos por zonas del parque que hacía tiempo que no recorríamos, bajando por un barranco lleno de escalones, estrecho y bastante divertido hasta llegar a unos árboles caídos, como alternativa a otras bajadas que hay por la zona.

    Finalmente, Nando, temiendo perder el sprint, nos lleva por la ruta normal de bajada, y subiendo por la cuesta empinada junto al aparcamiento (un terreno más favorable para él) allí Alfonso se vuelve a caer, no es su día en subidas lentas, no pasa nada, y seguimos.

    Para terminar nos quedamos en el Rincón tomando algo Nando, Mariano, Alfonso y yo, al final Toni, con su family, se apunta a la parte gastronómica.

    Pedro